News

Cómo ser la azafata perfecta (I)

No comments

Si quieres ser azafata de eventos y que los clientes queden satisfechos con tus servicios, lo que hará que tu agencia de azafatas siga contando con tus servicios, toma nota de estas recomendaciones que te permitirán ser la azafata perfecta.

Conoce tus cualidades y poténcialas

No hay nada como potenciar las cualidades de uno mismo. Conocer cuál es tu perfil para poder explotarlo al máximo será fundamental. Por ejemplo, si te gusta interactuar con las personas y eres capaz de venderles cualquier producto, busca trabajos de azafata más comerciales. Si lo que te gusta es estar subida en tacones todo el día y compartir tu sonrisa con todo el mundo, puedes llegar a ser una gran azafata de imagen. Adáptate en función de tus gustos al tipo de trabajo que más se asemeje a lo que te gusta hacer y seguro que lo harás mucho mejor y los clientes quedarán encantados con tus servicios.

Sé proactiva

No hay nada como un trabajador proactivo para proyectar una buena imagen. La proactividad implica la toma de iniciativa en el desarrollo de acciones creativas y audaces para generar mejoras. Así que si surgen imprevistos lo importante es no agobiarse y sí tener la capacidad de resolverlo rápidamente y de manera eficaz. No hay que confundir proactividad con actuar deprisa, de forma caótica y desorganizada sino ser una persona resolutiva que logra ejecutar perfectamente todo tipo de trabajos.

Además en un trabajo como el de azafata es muy importante estar activa durante todo el evento, transmitiendo toda nuestra energía positiva y aportando todas las cualidades que esto implica y que a su vez también se transmitirán a la sensación que nos impregne la marca.

Sé puntual

Para generar una buena impresión es fundamental ser puntual, es algo básico. Además, cuando comenzamos una acción o campaña siempre es conveniente llegar unos minutos antes. Así tendremos un tiempo previo para presentarnos al cliente y ellos tendrán tiempo suficiente como para explicarnos cualquier detalle que deseen que se lleve a cabo durante el evento.

Haz gala de un trato exquisito

El trato que damos es otro de los puntos fundamentales. El trato con la persona que nos ha contratado debe ser exquisito en todo momento, muéstrate atenta y recuerda que la amabilidad y el respeto son primordiales en este trabajo.

Aunque la postura del cliente sea darnos una excesiva confianza para facilitarnos el trabajo, tu postura como azafata debe siempre ser correcta y comedida en tus obligaciones. Así lograrás evitar meterte en conversaciones ajenas que no te incumben y eludir temas controvertidos.

La imagen es fundamental

Ten en cuenta que en este tipo de trabajos la imagen es fundamental. Y es que aunque no estés contratada de un modo específicamente para azafata de imagen, esto no quiere decir que no sea un aspecto esencial. Ve siempre bien arreglada y adecuada para cada tipo de evento, pero sin caer en excesos. Ten en cuenta también que el cliente suele exigir estos detalles para trasladar específicamente la imagen que se quiera dar.

LorenaCómo ser la azafata perfecta (I)

Related Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *